Salte la navegación

Tag Archives: New York

Photo by @ranablue (mil gracias belleza)

Hay músicos que actúan, actores que cantan y modelos que piensan. Pero pocas veces se da el caso de verdaderos animales de la escena que son buenos en todo lo que hacen. Una de esas excepciones era mi querido John Belushi.

Cuenta la leyenda que en su Chicago natal era un niño aplicado y buen deportista, jugaba al fútbol americano en la universidad y era todo un ejemplo de vida. Hasta que un día se hinchó las pelotas y decidió dedicarse a ser la bestia mediática mas tremenda de los años ’70 en USA.

En 1973 Se muda a NY a formar parte del National Lampoon’s Lemmings, de cuyo elenco surgió parte de la primera camada de actores que protagonizaron ese enorme éxito televisivo llamado Saturday Night Live, un programa cómico que se emite hasta el día de hoy y que es la cuna de muchos de los mejores comediantes de Estados Unidos de los últimos 30 años. Por su plató desfilaron maestros del humor como Dan Aykroyd, Bill Murray, Mike Myers, Chevy Chase, Adam Sandler y nuestro gordo favorito. En este escenario es donde nace el mito.

Podía pasar de Mozart a Ray Charles con solo cambiar las gafas y la actitud. De tintorero Samurai al Capitán Kirk de Star Trek. Improvisaba, creaba, se desbordaba en escena, todo esto sucedía en vivo en el prime time de los sábados para toda América. Las condiciones estaban dadas para que este talentoso joven con trastorno del ego se sintiera el puto amo del universo. Si a este cóctel le sumamos que los amiguitos de juerga de aquella época eran personajes como Keith Moon, Mick Jagger, Jack Nicholson y demás fauna salvaje la cosa se va poniendo buena.

Pero el tema central de este post es uno de sus personajes en particular, el gran Jake Blues. Un bluesman que acompañado de su hermano Elwood (Dan Aykroyd) recorren el país fugandose de la pasma y haciendo el mejor R&B que exsiste sobre la faz de la tierra. El dúo en SNL tuvo tanto éxito que  llegaron a filmar “The Blues Brothers”, una película dirigida por (en aquel entonces) el joven director John Landis. Con un elenco variopinto que va desde Carrie Fisher (nuestra amada Princesa Leia) al mismísimo Steven Spielberg. El filme es un kaos organizado que sirve de excusa para escuchar actuaciones de la banda, y de músicos clásicos y enormes del género como Ray Charles, James Brown o Aretha Franklin. Creo que la vi más de 30 veces y no creo que me muera sin verla otras 30 veces más.

Como la cosa funcionó muy bien la banda se consolido, de ella formaban parte muchos de los mejores músicos de sesión de aquella época (Matt Murphy, Steve Cropper, Murphy Dunne, por citar algunos). Grabaron dos discos en vivo que son verdaderas joyas y contienen muchas de las mejores versiones que escuche en mi vida de Clásicos como “Soul Man” ,”I Can’t Turn You Loose“, “Do You Love Me”, “Everybody Needs Somebody to Love“. En plena era disco estos sujetos hacían la música mas impresionante y visceral que habia parido América alguna vez.

Nuestro amigo lo daba todo, cantaba con el corazón y actuaba con el alma. Pero fue tal la entrega que un día no pudo más, un cóctel de cocaína y heroína se lo llevo al otro barrio, en su breve pero intensa vida nos dejo muchas de las mejores actuaciones del SNL, un puñado de películas y tres discos clásicos impresindibles que les recomiendo desde lo mas profundo del corazón, palabra de Bluesman.

Aquí los dejo con un playlist con lo mejor de ellos que encontré en spotify. Enjoy!!!

Martín Manhattan

Una vez superado el Jetlag, el stress post vacacional y demás chorradas me dispongo a relatar los conciertos que pude disfrutar durante mis vacaciones en la gran manzana.

El primer encuentro musical importante que pude disfrutar fue en la Sala Smoke, en este club de jazz escuche en vivo por primera vez en mi vida a Brad Mehldau, uno de los mejores pianistas de jazz del actual panorama musical. Un set de hora y media donde demostró su capacidad interpretativa al máximo, este sujeto puede emocionar como pocos, en sus manos los standards cobran otra dimensión, el momento mas alto fue su interpretación de “Under My Skin”, desarmo la estructura de la canción en mil partes sin perder en ningún momento la emoción, un verdadero genio.

Al día siguiente cuando todavía me duraba la emoción de la noche anterior nos fuimos al Blue Note a escuchar a un artista que jamás pensé que podía ver en vivo y del que soy un gran fanático, me refiero al músico y poeta Gil Scott Heron. Tenía un poco de miedo ya que el amigo tiende a colgarse mucho con el spoken y poco con la música. Subió al escenario y después de 20 minutos de charla yo estaba empezando a ponerme un poco nervioso, pero en un momento se sentó al piano y empezó a endulzarnos los oídos con sus canciones, después de su primer canción llego la banda y a partir de ese momento sonó el funk mas compacto y tremendo que escuche en mucho tiempo, el momento mas alto (y más esperado por mi) fue una tremenda versión de “Pieces of a Man” que me dejo con los ojos llenos de lagrimas y con el corazón pletórico de felicidad.

Un par de días después el pop llego a nuestros oídos, en Governor island tocaban en una playa artificial los ochenteros B-52’s, el marco era el ideal para escuchar a estos viejos fiesteros del pop, desde el primer acorde comenzó una fiesta que lamentablemente se vio interrumpida a la mitad del concierto por una tormenta que nos obligo a ponernos a cubierto, pero antes de que esto suceda pudimos escuchar tremendas versiones de “Give Me Back My Man”, “Rock Lobster” y “Roam” , disfrute total y absoluto.

Y para cerrar los conciertos que mejor que con una española, un show gratuito en el Lincoln Centrer de la enorme Concha Buika. Acompañada de un piano, cajón y un repertorio cosmopolita logro una larga ovación de pie por parte de una audiencia que vibro con cada una de sus canciones. Mis momentos favoritos fueron “Jodida pero Contenta” y una increíble versión de “Volver,Volver”, pura emoción.

Esta fue mi primera recorrida musical por una ciudad repleta de arte, seguramente este blog se seguirá llenando de historias musicales de New York en un futuro cercano, a estar atentos.

nycnightDM_428x269_to_468x312

Tengo la suerte de estar disfrutando de una merecidas vacaciones en New York, y como se pueden imaginar esta ciudad guarda demasiados rincones apetecibles para un fanático de la música como quien suscribe, y mas allá de La estatua de la libertad o Times Square tengo aquí mucho para ver y disfrutar en lo que a fetiches musicales respecta.

Hace un par de días cuando me plante en el numero 96 y 98 de la calle St Mark casi me caigo de culo, después de años de contemplar la portada de Physical Grafitti de Led Zeppelin estaba frente al edificio que ilustra el mangnífico (y mi favorito) disco de la banda de rock mas grande jamás creada. Para algunos esto puede resultar una estupidez, pero para mi fue como contemplar por primera vez el Guernica o la piedra de la roseta, un pedazo importante en la historia de la música estaba frente a mi, y esta igualito!!!

Lo siguiente fue pasar por la puerta del teatro Fillmore East, recordé inmediatamente el antológico concierto de los Allman Brothers, y que por esa sala pasaron genios como Zappa o Neil Young, solo por mencionar algunas de las estrellas que tocaron en ese recinto.

Y hoy la emoción volvió a decir presente en la puerta del Chelsea hotel, de repente estaba frente al mas mítico hotel del rock , allí se alojaron personajes como Joey Ramone, Keith Richards o Patti Smith. Leonard Cohen compuso la genial “Chelsea #2” y fue el macabro escenario del Asesinato de Nancy Spudngen a manos de Sid Vicious, un lugar que desborda historia y mitología del rock’n’roll.

Lo mejor de todo esto es que todavía me quedan 11 días aquí y muchos lugares que espero poder conocer. No pongo links en este post ya que todo esto esta siendo registrado en mi cámara y cuando el material este listo lo compartiré con todos Uds. Mientras tanto seguiré disfrutando de esta ciudad y de su arte.

Los dejo con una canción del poeta favorito de esta ciudad.