Skip navigation

Tag Archives: John Lennon

Hace unos años, allá por los finales del 2008, la crisis y la necesidad de seguir expresándonos después de perder nuestros empleos, nos empujó a seis dementes muy creativos a canalizar nuestro talento en un proyecto (sin fines de lucro) tan maravilloso como caótico, esa energía tomó forma y se llamó LaComunaTV.

Ese hermoso (y bizarro) experimento sirvió para confirmar que el video online empezaba a capitalizar las ventajas de las redes sociales como nuevo canal de difusión. Al día de hoy todos los “comuneros” tenemos la suerte de trabajar en aquello que nos gusta y, cada uno en lo suyo, sigue desparramando su creatividad tanto en las redes sociales como en los medios de comunicación tradicionales.

Creo no equivocarme al decir que los que formamos parte de la experiencia sabemos que hay un antes y un después de aquel 2009 en nuestras vidas.

Pero ahora estamos en el 2012. Todo es ansiedad y vorágine ante los ciclotímicos tiempos que corren. La confusión reina en el ambiente y, más de una vez, la realidad del brief diario supera nuestro día a día creativo. Los que vivimos de nuestra imaginación necesitamos expresar nuestra necesidad artística más allá de lo que nuestros clientes puedan pedir. Necesitamos ventilar esas ideas que si no salen de nuestras cabezas se marchitan en un rincón de nuestros cerebros.

Entonces recuperando el espíritu de aquel maravilloso proyecto que tan bien nos hizo, decidimos crear un nuevo espacio donde expresar las necesidades artísticas más inmediatas de nuestro (muy talentoso) equipo. Un lugar donde la catarsis se convierte en arte. Así nació esa obligación placentera de cada viernes, así nació la serie #cañoneando.

La idea es muy sencilla. Cada viernes, tres integrantes de El Cañonazo, de forma aleatoria, tienen que generar un contenido audiovisual que puede durar como máximo 1 minuto. Dentro de ese tiempo pueden hacer lo que quieran, no hay límites. Puede ser videoarte, una receta, un gag, una entrevista, un videoclip, lo que realmente les venga en gana. La idea es generar un espacio de expresión liberador, drenar esa idea que rumia en la cabeza y es necesario materializar para poder avanzar.

La verdad no podemos estar más orgullosos del resultado. Los 5 primeros episodios demuestran que nuestro cadáver exquisito particular es un muestrario de la enorme creatividad de nuestro equipo. Más allá de posibles diagnósticos psicológicos sobre nuestras patologías, cada pieza tiene su entidad, su marca registrada. Y eso era lo único que deseábamos.

No los aburro más con mis palabras. Vean, descubran y disfruten de nuestro proyecto, solo necesitan tener la mente abierta y la sonrisa fácil.

Bienvenidos a #cañoneando

Anuncios

Un 8 de diciembre como hoy pero del año 1980, en la puerta del Dakota Building John Lennon era asesinado de 4 tiros en la espalda disparados por Mark David Chapman. El mundo perdía uno de los músicos más creativos, importantes y revolucionarios del siglo XX.

Recuerdo con mis 11 años ver a mi madre llorar intentando comprender aquello que no tenia ningún sentido. Veíamos las imágenes en la televisión de gente con una expresión de vacío en el rostro, buscando razones donde no las había. Solo volví a sentir lo mismo cuando vi a miles de jóvenes conmovidos con el suicidio de Kurt Cobain, esta claro que eran artistas muy diferentes, pero la gente creía en sus palabras, y en definitiva eso es lo único que importa.

Hoy se cumplen 30 años de aquel brutal asesinato y los homenajes mantienen vivo el recuerdo de un músico que lucho por la paz, que nos obligaba a creer que otro mundo era posible y por sobre todas las cosas nos recordaba un ejercicio maravilloso, el de imaginar.

Pero esta fecha también es clave en la historia de la cultura musical del siglo XX por otro motivo. Un 8 de diciembre, pero esta vez del año 1943 nacía James Douglas Morrison Clarke, celebremente conocido como Jim Morrison, cantante y frontman de The Doors.

La influencia de este artista en la música contemporánea es definitiva, tanto sus letras como su imagen motivaron e inspiraron a artistas de todo tipo en el mundo entero. Mi querido Jim murió en París en extrañas circunstancias el 3 de julio de 1971, con su muerte nacía uno de los mitos más importantes de la historia del rock.

Es notable la influencia que estos dos músicos tuvieron en mi vida. Jim Morrison  fue una pieza fundamental en mi pos adolescencia, no solo por su música sino por la cantidad de poetas, novelistas, filósofos, cineastas y músicos a los que llegue gracias a su obra. El caso de Lennon es diferente, lo descubrí realmente cuando pude tomar distancia de los Beatles. El documental Imagine me presento una faceta del artista detrás del mito, recién ahí logre entender muchas cosas de su persona y de su obra, que me resulta absolutamente fundamental.

Los dejo con dos recomendaciones, empezamos por Lennon, el primer disco que compre es el Plastic Ono Band, pocas veces vi una obra que muestra a un artista tan honestamente, es una maravilla de principio a final.

Y de Jim Morrison les recomiendo el An American Prayer, se grabo recitando sus poemas antes de morir y años después los Doors musicalizaron este material, el resultado es una autentica maravilla.

Y por favor, no nos olvidemos de imaginar.

04_dylan_lg

Y llegó el momento, es difícil pero no puedo dilatar esto mucho más. Ya toca hablar de Bob Dylan.

Esto es un marrón en toda forma, entendamos que me estoy metiendo con uno de los más grandes, más respetados y más odiados del mundillo rockpopero, y para colmo de males no soy un conocedor de su obra a rajatabla, pero después de tantos años de rock en mi vida empiezo a entender el hombre que hay detrás del mito.

El detonante de este post fue leer su autobiografía “Cronicas”. Un libro muy interesante que cuenta en primera persona la génesis del personaje. Una de las cosas más maravillosas que tiene el libro es leer como Bob fue recogiendo elementos de muchas influencias diferentes para construir una identidad propia, si a este libro le sumamos el documental de Scorsese “No Direction Home” podemos empezar a ver la punta del ovillo.

Yo llegué a Dylan por otros, como la mayor parte de mi generación. Durante años escuché muchas canciones de su repertorio interpretadas por personajes de todo tipo; de Nick Cave a Sonny and Cher, pasando por Guns and Roses, U2, Rolling Stones y demás bestias del ambiente, y siempre sentía que me gustaba más Dylan en la voz de otra gente. Pero llegó un momento que tuve que abrir mi corazón al gran Bob, y cuando eso sucede ya no hay vuelta atrás.

Tengo mis favoritas. “Hurricane”, “Simple Twist of Fate” o “Ballad of a Thin Man” son las que ocupan un lugar especial en mi vida, pero cuando uno empieza a internarse en el mundo Dylan pasa lo mismo que con Zappa, su producción es tan grande y variada que uno no puede quedarse con solo una parte, lo quiere todo y cuando más lo conoces más se mete en tu vida y no lo puedes quitar de tus oídos.

Cuenta la leyenda que el gran cambio de la historia de la música pop sucedió cuando Lennon y Dylan se conocieron, parece que la conversación entre ellos fue algo así:

– Dylan:

” A ver si te empiezas a preocupar por las letras…”

A lo que Lennon respondió:

” Y que tal si tu le metes guitarra eléctrica a tus canciones”,

Meses después de esta conversación vino el famoso grito de “Judas” para el eléctrico Bob y el lisérgico y maravilloso Sgt Pepper para John, el resto de la historia ya la conocemos todos.

Se que en estos tiempos tan neo posmodernos pedirle a los jóvenes que escuchen a un viejuno con voz nasal no es tarea fácil, pero lo recomiendo, si empiezan ahora van a poder disfrutar de la obra de este genio durante más tiempo en su vida.

Como última recomendación sugiero que se hagan con el disco “I’m Not there” es el soundtrack de una peli basada en la vida del gran Bob, allí encontrarán grandes canciones en la voz de lo mejorcito del patio indie en este momento, una buena forma de acercarse con cautela al universo Dylan.

lennon

Este post esta dedicado a John Lennon por su amor a lo bello de este mundo.

En este blog tengo la costumbre de hablar mas del desamor que del amor, quizás porque me resulta mucho mas atractivo escribir de lo que falta que de lo que se tiene. Pero tambien soy consciente que el amor es el tema mas importante de la música pop, creo no equivocarme diciendo que no hay disco de pop/rock que no tenga al menos una canción de amor.

Hay canciones de amor maravillosas, “Your Song” de Elton John quizás es uno de los ejemplos mas conocidos, pero su perfección se basa en la simpleza, tanto de letra como de melodía. Tambien las tenemos obsesivas como “Every Breath You Yake” de Police que en estos tiempos tan feministas el protagonista puede parecer mas un acosador que un hombre enamorado.

Estos ejemplos son obvios pero sirven para demostrar que el amor es y será un tema recurrente.

Los dejo aquí con un top five de canciones de amor, espero lo disfruten

She – Gram Parsons (hermosa versión de Norah Jones)

Hey, that’s No Way to Say Goodbye – Leonard Cohen (esta canción es una de mis últimas obsesiones)

The Blowers Daughter – Damien Rice (nota: Oli, tenías toda la razón)


God Give Me the Strengh – Elvis Costello ( esta canción se compuso para la película de Kristen Vigard Grace of my heart, altamente recomendable, aquí la versión del film)


Heroes – David Bowie (quizás la mejor canción de amor de la historia del pop)

Espero recibir vuestras listas. Disfruten del amor.

Me llamo Pablo de segundo nombre por culpa de Paul McCartney. No es tan grave como llamarte Ringo pero no mola tanto como Jorge o Juan… es lo que hay.

Durante años odie llevar el nombre del beatle mas blando. El no se preocupo por la paz en el mundo o se involucró profundamente con la cultura oriental y las causas nobles, solo era responsable de la canción mas versionada del mundo (Yesterday) y de la segunda cara mas idiota de la banda, por favor Ringo no me odies.

Fueron necesarios demasiados años en mi vida para poder empezar a entender que Paul no era tan boludo y John no era tan absolutamente genial.

Cuando tenía aproximadamente 21 años empecé a involucrarme seriamente con los Beatles, hasta esa fecha era como una especie de obligación familiar, pero llegó un momento donde era necesario entender el porque del fenómeno cultural más grande del siglo XX, no podía ser todo tan simple, básico y fresco, esta historia seguro ocultaba algo detrás y eso era lo que me proponía descubrir.

Cuando comencé el análisis sobre la obra artística de los Beatles fue fundamental saber que el amigo Paul en los inicios de la banda era el único capaz de afinar un instrumento. Esto es un estigma, el sencillo pero fundamental hecho lo convierte en el responsable de educar al soberano, de esta manera el sonido de la banda parte de su conocimiento sobre la raíz de la música , y eso no es poco.

Que se entienda que no estoy menospreciando la labor del resto, soy absolutamente consciente que la química entre esos cuatro sujetos fue fundamental para dejar la inmensa e indeleble huella que su obra representa a este mundo, pero es necesario reconocer estos méritos en su justa medida y forma, y de eso se trata este post.

Sabemos que firmaban sus canciones  bajo la dupla Lennon/McCarney,  pero a estas alturas del partido sabemos como funcionaba el equilibrio de esta balanza, tuvimos que esperar hasta el White Album para “blanquear” a cada uno de los fab four, y a partir de ahi los resultados saltan a la vista, “Martha My Dear” o “Rocky Racoon” son claros ejemplos de lo antes mencionado.

Y luego cuando la magia se acabo (te odiamos Yoko… es una broma!!!) nuestro amigo tuvo grandes momentos con los Wings como tambien los tuvo desastrozos en solitario, nunca perdonare ni a Paul ni a Stevie Wonder por someternos a una canción tan odiosa como Ebony and ivory.

Pero como todos nos volvemos viejos y con la edad (en algunos casos) llega la reflexión, el amigo Pablo se mando hace unos años un discazo llamado Chaos and Creation in the Backyard una obra despojada, increible y genial que les recomiendo de corazón, un disco que me hizo sentir muy orgulloso de mi segundo nombre.

Casi siempre que tienen que relacionar Argentina con algún personaje famoso hacen referencia a Maradona, el Che o Evita. Pero para muchos que nacimos entre los últimos años de los ‘60 y los primeros ‘80 nos sentimos más identificados con otro personaje, el enorme Charly Garcia.
Charly estuvo presente en casi toda mi vida. Un par de años después de mi nacimiento edita su primer disco con Sui Generis, y su último material lo registró el año pasado (Kill Gil aún no fue editado oficialmente pero se consigue fácilmente en la red) el bigotudo bicolor me acompaña desde hace 35 años aproximadamente.
Personalmente creo que su mejor etapa es la que comprende de 1978 a 1991. No creo que exista en el mundo un artista tan fructífero y creativo, tanto a nivel letras como a nivel musical. Empezando con “La Grasa de las Capitales” y llegando hasta “Filosofía barata y Zapatos de Goma” el tipo se encargó de regalarnos muchas de las mejores canciones del rock en español.
Si Charly hubiera nacido en USA o UK probablemente hubiera sido una estrella a la altura de Lennon, O quizás se hubiera conformado con parecerse a Todd Rundgren, un tremendo talento a las sombras del gran público. Me inclino mas por la primera opción.
Sin querer parecer exagerado creo que tiene más de 50 canciones geniales, a nivel mundial me sobran los dedos de una mano para poder decir esto de otros artistas.
Su arte logro traspasar las barreras de la dictadura logrando que su mensaje llegue directamente a la gente. Si están leyendo esto y no nacieron en Argentina la mejor manera para conocer más sobre los años oscuros de mi país se pueden enterar escuchando toda la obra de Seru Giran y sus dos primeros discos solistas: “Yendo de la Cama al living” y “Clics modernos”.
En cierta medida Charly es como David Bowie, siempre se adelantó a su época, nadie lo pudo imitar jamás. Fito Páez lo intentó durante años pero solo logró ser un triste esbozo. Hay muchos García, pero Charly hay uno solo.
La parte triste de esta historia comienza a partir del año 1992, nuestro genio particular se desbordó y su personaje paso de loco lindo a peligroso. No tanto para los demás (excepto para algún que otro asistente personal, periodista o su propio hijo) sino con su persona. Publicó discos caóticos y desbordados, “Say no More” o “El aguante” son una prueba clara (aún así contienen algunas canciones geniales), personalmente creo que se hincho las pelotas de todo, que pego la vuelta y se dijo a si mismo “no juego más”.
A partir de 2002 tuvo un breve y bonito renacer en los discos “Influencia” y “Rock and Roll Yo”. Creo que son sus dos últimas gemas. Estos discos tienen bastante del Charly que me acompaño durante mi juventud.
Días antes de venir a vivir a España presentó el disco Influencia en el estadio Luna Park, como era de esperar mi situación emocional no era la mejor (para variar) y temía que arruinara el concierto (1 de cada 3 se lo carga con sus brotes) pero muy por el contrario comenzó el show en paz y con una de mis canciones favoritas “desarma y sangra”, fue un bálsamo para mis emociones mezcladas de aquel momento.
También tuve la suerte de poder verlo actuar en Madrid. Hacia 17 años que no tocaba aquí y dio un concierto maravilloso, ver a 3 generaciones disfrutando de sus clásicos fue altamente gratificante.
La intención de este humilde post no es otra que rendir homenaje a uno de los artistas más importantes de mi vida, y si alguno de los lectores de este blog no conoce a Mr. García los invito a sumergirse en su arte, estoy seguro que no se arrepentirán.