Skip navigation

Hoy comienza un viaje a la emotividad, vuelvo a Buenos Aires para pasar allí una semana desbordante de vértigo, ansias, risas, locura y emoción, creo que no me va a quedar tiempo para dormir.
La excusa esta vez es la boda de mi hermano del alma, 25 años de profunda amistad son sobrados motivos para estar viviendo ese importante acontecimiento de su vida en directo. Por esto y por otras circunstancias tendré el pecho funcionando a corazón abierto durante el tiempo que pase en mi ciudad, y esa constante  sensación de que la lágrima esta a punto de brotar en cualquier momento.
Esta vez creo que la nostalgia va a ocupar un lugar muy importante en mi viaje, mi vida cambio demasiado y ahora ciertos recuerdos pesan mas que otros, lugares compartidos, nuevas ausencias y un volver a empezar que nunca llega.

Un protagonista fundamental en esta historia es el barrio, ese que solo vive en el recuerdo pero que late al ritmo de mi corazón. Ese que fue testigo de lujo de mi amor mas puro y de mi dolor mas profundo, el mismo que me vio jugar, reír y llorar, ese lugar que por mas que ahora lo disfracen con chafalonerías sigue siendo duro como sus adoquines, ese barrio que es mio, y solo mio.
Así que este Porteño de ley los deja pero promete volver, porque nunca se fue, siempre esta llegando.

Anuncios

5 Comments

  1. aunque te sientas en carne viva, o a corazon abierto en cada instante entre tanto recuerdo, afecto e historia no dejes de sentirlo, porque te hace sentir vivo y te permite encontrarte con una parte de vos. disfrutalo mucho, porque la gente te espera para abrazarte, tomarse unas cervezas y charlar por horas con vos. me viene a la cabeza la calle de palermo que fotografiaste de los arboles entrelazados en el cielo, eso esta igual, no cambio de Palermo. disfrutalo, un abrazo

  2. Gracias por cada una de tus palabras.

  3. El barrio siempre será el barrio, y por muy lejos que uno esté es difícil olvidar el lugar donde te criaste y en el que todos aprendemos a vivir, a disfrutar y a sufrir.
    Pásalo bien y disfruta de la vuelta al hogar, aunque sea breve

  4. Estás hecho un tango, che.
    Comete un choripán a mi salud, dale.

    Abrazote y disfrutá,

    La Morsa que sigue a la deriva.

  5. Gracias por estos comentarios y la verdad que siempre es un placer estar a tu lado, se que muchas veces los km nos separan pero no el sentimiento entrañable que se genero con los años.
    Sos parte de mi.. dice una canción.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: